Logo de Culubret

El porcelánico efecto terrazo

Las tendencias en el porcelánico efecto terrazo

 

Innovación para un clásico que vuelve con fuerza.

 

Variedad de diseños y tonalidades para un tipo de pavimento y revestimiento que encaja a la perfección en cualquier proyecto de interiorismo.

 

A veces echamos la vista atrás y observamos que tendencias que creíamos que nunca volverían se han renovado por completo, como es el caso del terrazo, que regresa a la palestra de las tendencias decorativas forma totalmente renovada y alejada de los viejos suelos en los que solemos pensar cuando hablamos de este material.

 

Ciertamente, es casi inevitable asociar el terrazo a los suelos clásicos de colegios y casas antiguas, pero esta idea ha dado un giro muy importante, y ahora forma parte de la decoración moderna y sofisticada.

 

 

Un material con historia:

 

El terrazo se originó en Venecia, en el siglo XV, cuando los artesanos comenzaron a recolectar restos de guijarros de mármol y mezclarlos con arcilla, para luego pulirlos y colocarlos en las terrazas, de ahí el nombre del terrazo. Con el tiempo, la arcilla comenzó a ser reemplazada por cemento, lo que mejoró su durabilidad.

 

Originalmente, el terrazo consistía en un mortero de cemento blanco y/o simple mezclado con mármol triturado en diversas proporciones. Dependiendo del proyecto y sus especificaciones, se pueden usar colorantes y, a menudo, también se agregan otros elementos como arenisca, vidrio y piedras.

 

Durante las décadas de los 60 y 70, fue una de las tendencias más populares porque era un material económico y duradero. Posteriormente, este material quedó en el olvido por completo, y no fue hasta 2018 cuando empezó a reaparecer de la mano de las principales citas internacionales del diseño como son Cersaie o Cevisama.

 

 

Colores:

 

Las baldosas de porcelánico que emular el terrazo son una excelente opción si el propósito es decorar poniendo el foco en el color. Sus originales diseños permiten crear espacios únicos donde la elegancia y el atrevimiento conviven a partes iguales.

 

En este sentido, el gris es generalmente el tono más popular, junto con el negro. Sin embargo, una de las grandes ventajas de las baldosas imitación terrazo es que casi todos los colores de moda son repetibles, como el beige que se posiciona como uno de los colores más demandados.

 

 

El terrazo en diferentes estancias:

 

Gracias a la diversidad de diseños y matices del terrazo, hay multitud de ideas para incorporar esta tendencia en la decoración de nuestro hogar. La cocina, por supuesto, también ha sucumbido a esta nueva tendencia, donde las piezas de terrazo se pueden colocar en le suelo, creando una continuidad visual, y en todo el revestimiento, permitiendo que toda la atención se centre en las paredes.

 

Lo mismo ocurre en el caso de los baños, donde, además, se aplican todas las ventajas del material porcelánico en cuanto a higiene y facilidad de limpieza. En definitiva, el ‘nuevo terrazo’ es una realidad que llena todo tipo de espacios y superficies en el hogar, por sus diseños atemporales y las múltiples posibilidades que abre para el interiorismo contemporáneo.

 

 

 

 

Andrea

Interiorista.

Contáctanos por Aquí